Agua caliente sanitaria

Saque provecho a un recurso tan valioso como el agua potable

El agua es un recurso vital al que se aplican los exigencias de calidad más elevadas. Esto también afecta a la tecnología que regula y garantiza el suministro de agua caliente sanitaria. Las bombas circuladoras de Wilo son la solución para todos aquellos que exigen lo máximo al material, el manejo y la comodidad.

El agua es una de las materias primas esenciales en este planeta. Precisamente por eso es tan importante gestionarla de forma sostenible y responsable. El agua cubre más del 70 % de la superficie del globo, pero tan solo una fracción de toda ella es agua potable y limpia apta para el consumo. El agua potable que empleamos para la vida diaria procede, hasta en un 70 %, de fuentes y manantiales de subsuelo.

La comodidad de disponer de agua caliente de manera rentable

A menudo, la falta de circulación o una distancia demasiado extensa de los conductos hacen que salga agua fría del grifo y que la temperatura del agua solo ascienda posteriormente. Varios litros de agua potable fluyen al desagüe antes de que el agua alcance la temperatura deseada, por lo que merece la pena adquirir una bomba circuladora para poner coto al desperdicio de agua potable en el hogar. El suministro fiable de agua caliente sanitaria también se enfrenta a un reto en el uso comercial. Las bombas circuladoras de Wilo cumplen con los requisitos de calidad más altos en relación con el agua, permiten un funcionamiento sin complicaciones y son especialmente eficientes, por lo que ahorran energía. La tecnología inteligente proporciona las dos cosas: suministra agua caliente con rapidez y, al mismo tiempo, ahorra energía y recursos.

La calidad del agua potable

Para estandarizar y controlar la calidad del agua disponemos de diversas normas, recomendaciones y leyes. El sabor del agua potable varía de una región a otra debido a las diferencias en el contenido de minerales que transporta, disueltos y procedentes del suelo y las rocas. El agua potable, sana y limpia, es incolora y de sabor y olor neutros, libre de otras sustancias y apta para su consumo sin limitaciones.

El abastecimiento de agua potable es un recorrido compuesto por varias etapas: la extracción u obtención, su preparación y la distribución. A lo largo de toda esta cadena, es importantísimo mantener barreras eficaces que protejan el líquido elemento de posibles fuentes de contaminación. Así se logra reducir al mínimo imprescindible la necesidad de someter el agua a preparaciones de carácter técnico. Si las redes y los sistemas de distribución están instalados sin problemas técnicos y se conservan y operan con un programa de mantenimiento a cargo de especialistas, ni los materiales, ni otras sustancias ni bacterias como la legionela provocarán impurezas. Por lo tanto, el componente clave para asegurar una altísima calidad del agua potable consiste en disponer de una gestión de excelente nivel de los sistemas. Y la responsabilidad recae sobre la empresa suministradora y los propietarios o administradores de los edificios. Para todos estos cometidos, Wilo ofrece soluciones de alto valor y diseñadas a medida, en las que puede depositar su confianza.

Rohwasserentnahme Trinkwassergewinnung aus Grundwasser

Habilitación de abastecimiento de aguas

Son precisamente las edificaciones más antiguas las que a menudo adolecen de que las tuberías no proporcionan una presión de agua suficiente. Se hace necesario elevar la presión para garantizar la operatividad de toda clase de dispositivos, según establecen las normativas. Wilo dispone de un amplísimo catálogo de productos que comprende sistemas de bombeo ideales para resolver estas dificultades. Naturalmente, entre ellos figura una extensa selección de modelos para el abastecimiento de agua potable. Nuestros productos prometen una calidad excepcional del agua, siempre respetando todas las regulaciones y leyes. Gracias a los largos años de experiencia y trabajo especializado, es irrelevante si el agua procede de reservas superficiales o de acuíferos subterráneos bajo el nivel freático. Nuestra dilatada experiencia en proyectos de construcción nos convierte en un socio absolutamente fiable para asesorarle, planificar y acometer la instalación práctica de sus proyectos.

Trinkwasser Trinkwasser-Zirkulation

Una instalación correcta para el suministro de agua potable

La entidad responsable de garantizar la calidad absoluta del agua hasta que llega a la instalación de su hogar es la empresa de abastecimiento de agua. Ahora bien, los propietarios o administradores de viviendas y bloques de apartamentos también son responsables de asegurar la calidad del agua hasta que sale del grifo en casa del consumidor final. Para respetar esta obligación y cumplir con los valores límite establecidos por ley es importantísimo elegir bien e instalar adecuadamente las tuberías y bombas que haga falta.

Trinkwarmwasser, Trinkwasserzirkulation

Instalación a cargo de especialistas

Encargar la instalación técnica de un sistema de bombeo a un profesional cualificado o una empresa especializada nos puede ahorrar un montón de problemas y permite proteger el suministro de agua potable y prevenir la aparición de impurezas y otros defectos. A la hora de prestar sus servicios, la empresa instaladora debe utilizar exclusivamente productos que tengan el sello de calidad de una entidad certificadora acreditada. Con los productos Wilo no tendrá ni una duda, la seguridad es absoluta.

Consejos

  • Si va a encargar algún trabajo relacionado con su instalación de suministro de agua potable, elija siempre empresas especializadas.
  • En el consumo de agua caliente, actuar con respeto y pensando en la sostenibilidad nos ahorrará energía y dinero.
  • Si queremos cuidar y conservar nuestros recursos hídricos para disfrutar del agua potable, hay que evitar verter sustancias tóxicas o desechos al alcantarillado.
  • Reparar un grifo que gotea no solo es una bendición para calmar los nervios: su cartera y el medio ambiente también saldrán beneficiados. En el transcurso de un año, un grifo que gotea puede perder hasta 1000 litros de agua potable.
  • Si dejamos los grifos cerrados durante mucho tiempo, en las tuberías queda agua estancada y no resulta agradable para beber. Pero es perfecta para regar las plantas.